jueves, 15 de noviembre de 2012

¿Hay crisis en internet?


¿Hay crisis en interntet? ...
     entonces.....
    ¿hay oportunidades?......

En el 2008 el mercado de valores cayó en un caos, el mercado inmobiliario se desplomó, las grandes empresas anunciaron grandes despidos, los inversores de capital se hicieron más cautelosos ante el riesgo, y toda la economía mundial se fue al carajo. Esto fue suficiente para borrar la sonrisa de los rostros más optimistas.

 Pero hay algo que se ha contrastado con todo lo que viene ocurriendo:
 
  •   El número de sitios web va aumentado de forma sostenida alrededor de un 20% anual
  • El número de dominios registrados va aumentado en la misma línea alrededor de un 19% anual
  • Actualmente hay más de 1,4 millones de personas conectadas por segundo en Internet, un número que va creciendo continuamente.

Por lo tanto, mientras todo lo demás se reduce y mengua, Internet sigue creciendo. Tal vez no esté creciendo al ritmo que lo haría sin la recesión, pero su crecimiento ha sido y está siendo de lo más saludable y floreciente. Hasta tal punto de que ya se habla de una nueva economía emergente, la “Economía Virtual” o “la economía de los nuevos ricos” como la llaman en algunos círculos.

En España a la fecha de esta nota de prensa existen más de 28 millones de usuarios que acceden a internet desde diferentes tipos de dispositivos.

Y es que mientras un 80% de las personas sufren y se lamentan por la crisis de la vieja economía, el otro 20% de mentalidad abierta, creativa y emprendedora empieza a degustar los nuevos sabores económicos que ofrece internet y sus modelos de negocio.

Aquí radica la fuerza de esta nueva economía que resurge de los escombros de la vieja era industrial para iluminar un futuro ya casi presente.

Los negocios en internet en su conjunto operan a un nivel más evolucionado que la agonizante economía actual.

Además, siempre se ha dicho que a rio revuelto ganancia de pescadores. No hay duda que en épocas de problemas y de crisis surgen un montón de oportunidades nuevas. Siempre ha sido así, y obviamente el momento que estamos comenzando a vivir no es más que una nueva puerta para moverse hacia nuevos mercados, nuevos sectores, o nuevas líneas de negocio.

“Es durante las crisis económicas cuando los jóvenes empresarios ‘nos crecemos’, y esto es así porque la empresa joven es una empresa pequeña o mediana, y por tanto de gran versatilidad, preparada para hacer rápidamente virajes en cualquier sentido”. Una ventaja que los jóvenes empresarios no dejan escapar: “A diferencia de la gran empresa que tarda en reaccionar por su dimensión mastodóntica, nosotros aprovechamos esta situación y ganamos terreno en su mercado”, aseguraba hace unos meses el presidente de Los Jóvenes Empresarios de Navarra. 

Y desde luego para todas estas oportunidades la red es un pilar básico para acceder a esos nuevos mercados y oportunidades. Sin la red, y las tecnologías adyacentes al ebusiness, difícilmente se van a encontrar o hacer realidad esas oportunidades. Al igual que ocurrió en las posguerras de las últimas guerras mundiales, las oportunidades surgieron siguiendo los avances tecnológicos, así observamos como evoluciono la industria del automóvil, las infraestructuras, la electrónica, etc. Ahora, sin llegar a tales extremos, pero en una época clara de guerra fría y atomizada a lo largo del mundo, sin duda, la red hace posible cualquier idea de negocio.

Y para los pequeños negocios y las pymes además se da el fenómeno que en épocas de crisis las grandes empresas tratan de subcontratar la mayor parte de sus trabajos para precisamente ahorrar costos y ahí se le abren a la pequeña empresa otra fuente importante de negocios si se ubican como uno de los subcontratistas de la gran empresa.

Por eso recomiendo que si le sobreviene la crisis y usted es un pequeño negocio continúe, con inteligencia, con sus programas de marketing y con sus planes de negocios en una forma intensiva para justamente entrar en esos nichos de mercados que la crisis esta creando.
No voy a sentar catedra con estos comentarios pues hay personas muy conocedoras del tema que han escrito y opinado sobre ello. De lo que es seguro es que si oyes la palabra crisis debes intentar transformarla en oportunidad ya sea en la red o donde sea.

Aplique o tenga en cuenta algunas instrucciones básicas para su negocio en la red:

1. Construya su sitio de Internet con profesionales. La imagen, presentación y profesionalismo con que se realice un sitio es clave al momento de que el visitante decida o no comprar a través del sitio de Internet. Hoy, existen muchas personas que pueden “hacer” una página de Internet, pero son pocas las empresas que actúan con profesionalidad para asesorarle correctamente y que su sitio de Internet le genere negocio. No confíe en el amigo que le hace una web buena, bonita y barata, en definitiva, lo más probable es que pierda el dinero, aunque sea poco, pierda el tiempo y al final pierda un amigo. Contrate a un profesional del ebusiness. Alguien que viva por y para hacer negocios en la red. Pregúntele ¿cuantos negocios en la red ha creado? o ha ayudado a crear.

2. Acepte tarjeta de crédito o medios de pago online desde su sitio de Internet. Para lograr ventas es clave permitir que un visitante interesado en su producto pueda concluir su proceso de compra fácilmente. En ocasiones estas compras son por impulso y el no contar con pago con tarjeta de crédito se traducirá en ventas perdidas, ya que muchas personas no están dispuestas a ir a banco depositar, enviar transferencias, etc. etc. ¡No pierda Ventas, incluya tarjeta de crédito o pagos como PayPal!

3. Promocione permanentemente su sitio de Internet. Un negocio electrónico tiene semejanzas con un negocio tradicional, una de ellas es que los clientes no van a llegar a ella por arte de magia, hay que difundir entre su mercado objetivo que existe este sitio, a fin de atraer compradores potenciales. No pierda oportunidad para dar a conocer la dirección de su sitio de Internet en todo momento: en sus tarjetas de presentación, sus camisas, sus automóviles, su firma de correo electrónico, toda su publicidad.

4. Contemple un presupuesto para publicidad en línea. Es tan importante o mas que el propio sitio. No lo piense, destine parte del presupuesto al marketing online. Se dice que al día son creados alrededor de 300.000 sitios de Internet nuevos en todo el mundo. Es por esto que más que nunca el negocio debe de invertir en publicidad a fin de difundir su sitio de Internet. Algunos de los medios más recomendados son: Campañas en buscadores (como Google y Yahoo), Sitios de Internet reconocidos, Directorios Empresariales en línea, Campañas de E-mail Marketing, entre otras.

5. Actualice su sitio de Internet Regularmente. Dedique tiempo a los contenidos de su web. El crear el sitio de Internet, es el primer paso, pero éste no debe permanecer de la misma forma toda la vida. Actualice regularmente la información de su sitio incluyendo: la nueva gama de productos, promociones temporales, las noticias de su empresa, etc. Con esto logrará que el visitante siempre encuentre algo nuevo que lo motive a visitar regularmente su sitio.

6. Mantenga el contacto con sus visitantes y clientes. Introduzca un sistema de FAQS (Respuestas a Preguntas frecuentes) o mejor aun un Help Desk (Escritorio de ayuda) que permita estar en contacto con el usuario/cliente. Es de suma importancia mantener el contacto permanente, tanto con los clientes que ya han realizado alguna compra con nosotros, como con los prospectos que están interesados en nuestros productos. Hoy más que nunca es muy sencillo y económico realizarlo a través del correo electrónico. Mantenga informados a sus clientes de sus promociones, precios especiales, nuevos productos, noticias de la empresa, etc. Con esto logrará permanecer de forma constante en la mente de su consumidor.

7. Introduzca técnicas de marketing viral y asesoramiento: Cree blogs, informe y acerque la actividad al usuario, o cliente potencial. Deje que la red le genere credibilidad. Trabaje con técnicas web2.0: fotos, videos, redes sociales, blogs.

8. Contrate a un profesional del ebusiness. Alguien que le asesore y le oriente en toda su estrategia ebusiness. Si tiene un web en la red, solo tiene la punta del iceberg. Necesita ir aplicando todos los pasos anteriores. Esa persona es tan importante o mas, que su asesor financiero o fiscal. Le coordinará y le llevará adelante todos aquellos trabajos y actividades que haya que realizar en su negocio online. Un profesional de ebusiness no es un diseñador gráfico, no es un programador, no es un experto en marketing online, no es un experto en informática. Un profesional de ebusiness conoce lo que es necesario y las técnicas a usar, y sobre todo, lo que ha de exigir a las personas que se han de contratar en las distintas fases del proyecto ebusiness.

Si necesita apoyo para trasladar su negocio tradicional a internet, puede solicitar información a:

Infokosmos .... mucho mas que diseño web
 
Infokosmos, informática y tecnología, S.L.
Oficinas: Calle Mayor, 2
8590 Villarejo de Salvanés – Madrid
Teléfono: 91 874 37 56
Fax: 91 874 37 74

lunes, 6 de julio de 2009

El Análisis Cualitativo en la empresa

Este es el análisis más importante que hay que efectuar en una empresa.

El análisis cualitativo es como el estudio interior que uno realiza de sí mismo.

Alguien ha leído el libro “El camino del Guerrero Pacífico” de Dan Millman o ha visto su versión en film “El guerrero pacifico”, ambas son geniales. Nike Nolte en su papel de Sócrates enseña a un joven a buscar en su interior y es en ese lugar donde encuentra la fuerza para vivir con felicidad y alcanzar el éxito personal.

Cuando una persona se conoce a sí misma y es capaz de mirar en su interior y detectar las virtudes y los defectos, las primeras para fomentarlas y los segundos para corregirlos, es cuando empieza a ser mejor, es cuando mejora en su felicidad y cuando hace felices a los demás.

En la empresa ocurre algo igual, cuando miramos en su interior, cuando se analizan los conceptos como el que, quien y el cómo, es cuando se empieza a detectar lo que somos, lo que queremos ser, quien hace que sea posible, para bien o para mal, y como lo estamos haciendo o como lo vamos a hacer para ser mejores cada día.

El hacer este trabajo bien hará que nosotros y nuestras empresas tengamos éxito: Éxito personal, éxito empresarial, da igual, siempre es lo mismo.

Oriol Amat, en su libro “Análisis integral de empresas” lo define y expone extraordinariamente, haciendo una propuesta de desarrollo fácil de utilizar para cualquier interesado en el asunto.

Claves para un chequeo completo de la empresa

Podemos leer en manuales, libros, blogs y demás medios de lectura que una forma eficaz de obtener un diagnostico empresarial es mediante el uso del análisis de balances.

Efectivamente esto es así, pero es un método que por un lado queda limitado a los conocedores de estos informes, expertos que han estudiado la materia: Contables, economistas, asesores financieros, etc. Y por otro, no acaba de ofrecer toda la información que se requiere para efectuar un chequeo completo de la empresa.

En este vacío que intento explicar es donde deben acoplarse otros estudios complementarios como:

  • El análisis cualitativo, herramienta que permitirá observar otros aspectos que nunca se deben descuidar en las organizaciones y que junto al análisis de balances nos dará la información complementaria para fundamentar cualquier diagnostico empresarial.
  • Un pequeño análisis macroeconómico, que nos informe de la sitiación política, económica y social, y nos de a conocer como está el entorno general.
  • El análisis DAFO, que nos oriente objetivamente sobre las debilidades, amenazas, fortalezas y oportunidades que tiene nuestra empresa.
  • Cuadros complementarios como diagramas causa-efecto, organigramas funcionales, etc.

El análisis de una empresa se realiza para evaluar su evolución, para conocer de donde viene, como se encuentra y hacia dónde se dirige. Además de servirnos de brújula, nos permite tomar decisiones como cambiar el rumbo, o sanear aquellos aspectos que consideremos necesarios para mejorar la situación.

El chequeo completo nos interesa a todos los que componemos la empresa, interesa a la propiedad para hacer mas rentable el retorno de su inversión, interesa a los trabajadores que necesitan saber de primera mano si van a cobrar la nomina a final de mes, interesa a los bancos para poder concedernos créditos de forma segura, interesa a los clientes para saber si su proveedor puede darles lo que demandan, en resumen, interesa a todos los stackeholders, así que hagamos el chequeo completo.

Como si de un medico se tratase, necesitamos tener toda la información del paciente, su historial clínico, el resultado de los análisis de sangre y de orina, las ecografías, las radiografías, la tensión arterial, todo aquello que nos ofrezca información para poder realizar un diagnostico acertado y así poder tomar decisiones para proponer un tratamiento eficaz.

En la empresa, con un diagnostico acertado se pueden poner en marcha proyectos y actuaciones que corrijan las deficiencias detectadas, que ayuden a conseguir los objetivos fijados, y que en definitiva ayuden a dar continuidad al negocio.